15-M O EL ROBO


Por Álvaro Maldonado de la Cuadra.

Tras años de recortes, paro, desconfianza en los partidos políticos, en el sistema bipartidista, (que se pasaba la pelota de la gestión de los problemas hasta en la misma legislatura entre autonomías y el ejecutivo nacional) y en ciertas instituciones que nunca antes habían sido cuestionadas, miles de personas acudieron a la calle, a una concentración que no fue organizada ni por políticos, ni sindicatos, sino por un par de plataformas llamadas “DemocraciaReal Ya” y “Juventudes Sin Futuro” allá por mayo de 2011.

Les estoy hablando del famoso 15-M, seguramente usted estuvo allí, o sino algún amigo, familiar o conocido. Fue un movimiento novedoso, inspirado en corrientes mediáticas de aquél entonces, acampada en lugar de marcha o convocatoria por Twitter en lugar de panfletos por las calles, en la forma de criticar al sistema y de canalizar el malestar de una sociedad que no daba crédito a lo que estaba pasando.

El movimiento como tal tuvo su momento de gloria en aquel mes de mayo, que invadió las plazas españolas y en especial la plaza del Sol de Madrid, pero su estructuración antisistema en barrios y distritos se fue desarmando de apoyos con el paso del tiempo. Sin embargo, hoy en día parece que su legado está presente en cada una de las campañas y fotografías de un único partido político.

Paloma Cuevas en “Podemos y el 15-M, ¿de Sol a Bruselas?” tras un exhaustivo análisis niega que muchos de los líderes de la ejecutiva morada actual tuviesen un papel destacable en el movimiento como si lo tuvieron otros personajes que reivindicaron el panorama político del momento como Fabio Gándara o Aguirre Such.

Aun así, parece que los políticos de este partido en la actualidad, lideraron este movimiento social.  A base de la repetición han conseguido crear una realidad paralela, maniobra aplicada día a día como a lo largo de la historia.

Este pequeño escrito solo quiere dejar patente que Podemos y su relación con el 15-M, movimiento ya perteneciente a la historia española, es una apropiación y abanderamiento del mismo en el presente con fines políticos. No fue Podemos, fundado, por cierto, en enero de 2014, fue la gente harta en un momento determinado que salió a la calle arropada por las dos plataformas mencionadas en el origen y ciertos medios de comunicación.

Querido líder político que decida o haya decidido usar el 15-M con fines políticos sin haber pertenecido a él, para la próxima vez que su Twitter o campaña electoral se base en el movimiento, recuerde una frase popular: “Al César lo que es de César, y a Dios, lo que es de Dios”




Post Author

Álvaro Maldonado de la Cuadra

Ferviente amante de la filosofía, la política, la actualidad y la mente. Una persona sencilla, pragmática tanto en la oratoria como en la escritura, aunque si se descuida acabaremos hablando de historia o de la cantidad de pimientos que le pongo al gazpacho. Estudio economía con el fin de poder ayudar a la mejora de la sociedad desde la reforma.

2 comentarios:

  1. Muchas gracias por tu post, muy interesante. Únicamente me gustaría recalcar que Podemos nunca ha reivindicado haber organizado o liderado el 15-M, al contrario, lo que si escuchamos en su discruso es que Podemos nace del 15M y que cree recoger muchas de sus reivindicaciones, lo cual es ciertamente distinto. Un saludo y gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo primero siento no poder dirigirme a ti por tu nombre, al aparecer en anónimo. En segundo lugar, darte las infinitas gracias por tu tiempo leyendo el artículo del cual me gustaría recalcar un par de cosas al hilo de tu comentario. Es temporalmente imposible que Podemos lo organizase lo que quiero exponer en el artículo y obviamente abrir a debate, es si el uso continuo de imágenes del 15-M en las campañas de partidos políticos, en este caso Podemos, sin ir más lejos como las encontradas en este video: https://goo.gl/QCjv5H, la constitución de Podemos 15M,a raíz de Vistalegre II, el uso constante de la plaza del Sol de mayo de 2011 en el perfil de ciertos líderes o declaraciones como “venimos para quedarnos” somos el "movimiento heredero" generalizan y apropian el movimiento a un partido político y no a las plataformas ni a la ciudadanía sin discriminación ideológica que acudió en su momento indignada. Gracias de nuevo por tu tiempo.
      Un saludo,

      Eliminar